Tecnología

Lanzan “app que permite hablar con familiares fallecidos”

La industria emergente de “bots de duelo” está desafiando las fronteras entre la vida y la muerte al ofrecer a los usuarios la capacidad de interactuar con avatares digitales de seres queridos fallecidos. Estos avatares, generados a partir de la huella digital del difunto, pueden reproducir su voz, imágenes o responder por escrito, utilizando inteligencia artificial para simular su comportamiento o pensamientos.

Publicidad

Este fenómeno plantea profundas cuestiones éticas y sociales. La Dra. Belén Jiménez, especialista en medios digitales y duelo de la Universitat Oberta de Catalunya, enfatiza la necesidad de garantizar el respeto a la dignidad del difunto y el bienestar psicológico del usuario. Sin embargo, advierte sobre posibles efectos negativos, como crear dependencia emocional o causar una “segunda pérdida” si el bot deja de funcionar.

¿Cómo funciona?

Empresas como StoryFile, Eternos.Life, Decembre Proyect y You, Only Virtual permiten a los usuarios interactuar con seres queridos fallecidos de varias formas utilizando inteligencia artificial. Ofrecen:

  • Videos Conversacionales: Grabaciones donde la persona responde preguntas sobre su vida, permitiendo a los usuarios interactuar con estos videos como si estuvieran conversando en tiempo real.
  • Chatbots Generados por IA: Simulan la voz del difunto y mantienen conversaciones escritas con los usuarios, imitando su estilo de comunicación basado en datos digitales.
  • Interacciones de Texto: Posibilidad de comunicarse mediante mensajes escritos que reflejan patrones de comunicación del fallecido.

Además, la falta de autenticidad emocional en las respuestas del bot podría perturbar los recuerdos del usuario y alterar su proceso de duelo. Estas tecnologías, conocidas como “thanatotecnologías”, también plantean desafíos legales relacionados con la protección de datos y la regulación de la inteligencia artificial, especialmente en términos de privacidad y seguridad.

Publicidad

A medida que la industria digital de después de la muerte crece, se destaca la necesidad urgente de normativas claras y estudios científicos que aborden sus implicaciones éticas y psicológicas.

¿Le resultó útil este artículo?
Lee también:
Publicidad