Montería

“Businú está vivo, duélale a quien le duela”, Alcalde Ordosgoitia

El proceso de amigable composición para resolver la disputa técnica de Businú entre el contratista de obra y la interventoría se resolvió, así lo informó el alcalde de Montería, Carlos Ordosgoitia Sanin.

Publicidad

El mandatario manifestó que “pese a que hay quienes quieren ver el proyecto hundido este salió a flote, duela a quien le duela. Desde el Gobierno de la Gente arropamos esta importante obra sin mezquindades porque los monterianos merecen ser beneficiados con este tipo de transporte sobre el río”.

Las obras de construcción para la culminación del 100 % de los embarcaderos de Rancho Grande y la calle 22 y la construcción del embarcadero de Centro Verde, arrancan de nuevo luego del acuerdo entre las partes las que vienen trabajando conjuntamente desde la semana anterior en la que se realizó la inspección de las obras de Rancho Grande y la calle 22 con el acompañamiento de la Contraloría General de la República, representantes de Invías, el contratista y la interventoría.

“Con acciones concretas trabajamos por sacar adelante este importante proyecto de ciudad. Lamentablemente encontramos unos diseños con errores técnicos que nos tocó solucionar para que fuera viable”, añadió el alcalde de la ciudad.

Publicidad

Desde la Secretaría de Infraestructura se dio a conocer que el componente naval tiene un avance del 19 % y que ya se cuenta con más de 100.000 kilos de material para la construcción del pontón principal, el pontón intermedio, las pasarelas y el cobertizo. Además, se hicieron los cortes de láminas, más de 2.000 piezas, correspondientes al casco, las cubiertas, zonas laterales, platinas, ángulos y planchuelas.

Esta semana se tiene contemplada la iniciación de los trabajos de sandblasting y pintura anticorrosiva y en dos semanas se tiene previsto el armado y soldadura de cada elemento.

De Línea Azul a Businú

Este proyecto nació desde el año 2015 en el gobierno de Carlos Eduardo Correa, mediante un proyecto piloto estratégico de transporte sobre el río Sinú a través de una consultoría entre Findeter y la Alcaldía de Montería.

Publicidad

En el gobierno del alcalde Marcos Pineda se hizo énfasis en que en el segundo semestre de 2018 se iniciarían las obras civiles y la elaboración de las embarcaciones para iniciar operaciones a mediados de 2019 estuviera en funcionamiento, sin embargo esta obra nunca fue contratada por Pineda García, pese a los múltiples anuncios que le realizó a la ciudadanía.

En 2020, fue el gobierno de Ordosgoitia Sanin el que decidió salvar este proyecto, el que el alcalde Ordosgoitia indicó que solo se encontraron unos diseños con errores técnicos, motivo por el que fue necesario empezar de cero. “Fue nuestra administración la que contrató esta obra porque éramos consientes que es un sueño y anhelo que tienen los monterianos a quienes se les anunció el proyecto años atrás”.

Con relación a la financiación de la obra el alcalde ratificó que “al contratista solo se le han girado $1.700 millones que fueron invertidos en las obras civiles de la calle 22 y Rancho Grande. El resto de dinero no ha sido desembolsado. La ciudadanía puede estar totalmente segura que desde el Gobierno de la Gente hemos luchado y hecho todo lo que está a nuestro alcance y hoy le damos un parte de tranquilidad porque Businú está más vivo que nunca”.

¿Le resultó útil este artículo?
Lee también:
Publicidad