Sin categoría

Con una pesada cruz, penitente pide por sus hijos “entregados al alcoholismo”

Con una cruz que puede pesar unos 20 kilos, un hombre de 67 años emprendió una travesía como penitente desde San Lorenzo, Nariño, con destino a la basílica del Señor de los Milagros en Buga, Valle del Cauca.

Publicidad

Noticias Caracol lo entrevistó en la vía que de Candelaria conduce a Palmira. El adulto mayor inició su recorrido el Viernes Santo y se espera que, tras siete días caminando, este jueves llegué a Buga para hacerle una petición al Señor Caído.

“Esto se lo ofrezco al Señor porque yo en mi juventud fui muy descarriado y vicioso, y también para pedirle por unos hijitos que también están entregados al vicio del alcoholismo, para que me lo sane y los vuelva sanos como me hizo a mí. Si él pudo conmigo, salvarme del vicio, también que me los ayude a ellos”, exclamó.

El hombre señaló que solo se detiene en las noches para dormir o cuando alguien le ofrece comida y agua.

Publicidad

Tomado de : Noticias Caracol

¿Le resultó útil este artículo?
Lee también:
Publicidad